Twitter @Peperufo

    Sigueme en Twitter

    martes, 27 de febrero de 2007

    EDUARDO ZAPLANA AFIRMA QUE "LA LEY DE VIOLENCIA DE GÉNERO ES UN ABSOLUTO FRACASO" Y FRIVOLIZA CON LAS CIFRAS DE MUJERES ASESINADAS A MANOS DE SUS PAREJAS.
















    Que Zaplana carece de escrúpulos es evidente. Que no tiene ni conoce la vergüenza es un hecho. Que sus infamias no tienen límite es conocido. Que tiene un estilo marcadamente machista lo hemos visto en sus interpelaciones a la vicepresidenta. Pero todo tiene un límite.

    Ayer este avatar del ladrillazo se atrevió a hacer de especialista inquisidor en un asunto tan controvertido y delicado como la muerte de mujeres a manos de sus parejas en casos de violencia doméstica. He de reconocer que de Edu siempre me espero cualquier cosa pero ayer cruzó peligrosamente la linea de lo inadmisible en la interpelación política acusando y casi responsabilizando al gobierno de esta lacra social tema de portadas tristemente casi a diario. Se jactaba Zaplana de que ahora hay más muertes que bajo los gobiernos de Aznar. Póngase una medalla si quiere don Eduardo.


    Hay que ser muy sinvergüenza para aseverar que la Ley de Violencia de Género es "un rotundo fracaso" y que la situación derivada de la misma es mucho peor comparada a la que había bajo los gobiernos del Partido Popular cuando ésta no estaba en liza, es decir, mejor sin esta ley, y digo "sin" porque ellos en 8 años no pusieron en marcha nada similar. Frivolizar con que el ministro Caldera "se siente satisfecho porque el problema es menor en España que en otros países de Europa" no hace más que sumar en el triste expediente político (ojalá pronto judicial) de este "capo parlamentario" metido a mamporreno del reino Genovés. Qué asco verle hablar de violencia de género con tanto cinismo.

    Para Edu todas las medidas de protección, de apoyo institucional y económico, centros de asistencia, aumento de efectivos policiales y juzgados, reforma del Código Penal, etc...son un absoluto fracaso y casi una tontería, que sobran vamos, en base al dato de que mueren más mujeres ahora que antes. Zaplana adorna el vacío de sus palabras como buen fariseo que es pero es fácil desmontar sus premisas por estar basadas en una lógica "paleta" y "regresiva" que no resiste un debate científico, ni moral ni siquiera político. Es incapaz de entender el estallido de casos en respuesta a una nueva coyuntura social, judicial y política que incentiva a las mújeres para que denuncien y se atrevan a plantar cara a sus agresores. Eso conlleva riesgos como evidencian las cifras.

    Intentaré ser clarito para que este tipejo entienda la explicación al aumento de mujeres muertas a manos de sus maridos. Hay una explicación científica, psicológica y conductual clara del por qué del repunte en la violencia de género: si las mujeres disponen de un mayor apoyo institucional, penal, policial, político y social (antes era tema tabú, recibir un guantazo del marido era visto como "normal") para poder denunciar los casos de malos tratos y tramitar demandas de separación lo normal es que el número de denuncias aumente considerablemente como ha ocurrido porque actualmente las mujeres se sienten más respaldadas y fortalecidas a la hora de presentarse en un juzgado o comisaria. Se piden muchas más medidas de protección, la policia está mucho más encima y los jueces especializados dictan órdenes de alejamiento en menos de 24 horas. La coyuntura favorable y el cambio social animan a las víctimas a tomar las riendas de su vida y decir "basta".

    Ocurre que ese aumento de mújeres que deciden dar el paso se traduce también es mayores estallidos del maltratador que ve como su pareja se decide a dar un paso que jamás pensaron darían: ven como los denuncian o como les plantean demandas de separación. Eso lleva a que los hombres en algunos casos respondan muy a las malas llevándose por delante a las mujeres. Hay que unir como handicap órdenes de alejamiento que en un alto porcentaje incumplen las propias maltratadas y a las dificultades de controlar este tipo de situaciones que afectan a todo el entorno de la amenazada. En resumen, al denunciar son muchas más que la se ponen delante del "toro" y asumen riesgos, el riesgo de la respuesta feroz del verdugo.

    Cuando una ley de este tipo empieza su andadura suele encontrarse con diversos problemas que por el camino deben ir sufragándose; nadie está diciendo que la ley sea perfecta o la panacea, desgraciadamente estamos en manos de los designios del machista maltratador y ahí es dificil intervenir a corto plazo; las medidas educativas y de concienciación en la pareja tardarán aún años en verse reflejadas en los datos.


    Si hay más denuncias que anteriormente es previsible que haya más hombres que respondan con virulencia porque la sepación y la denuncia son situaciones de riesgo. Si hay más pasos adelante la consecuencia puede ser que haya más casos extremos al ser la ley más inflexible con los maltratadores. Si antes sin las posibilidades que tienen las víctimas en estos momentos había muertes señor Zaplana, ahora que se atreven más es lógico (y triste) que la respuesta del maltratador termine en las últimas consecuencias. Saben que dar una bofetada puede ser lo último que hagan antes de ser detenidos y encarcelados lo que hace que prime el "o mía o de nadie" y se llegue a extremos con resultado mortal.

    Así de duro. Que las mujeres se expongan a mayores riesgos rebelándose contra su situación explica casi en su totalidad el aumento de casos. Pero son riesgos, y por eso el mensaje de Zaplana es aún más censurable, que deben tomar todas y cada una de las víctimas de violencia de género.
    La proporción mujeres que denuncian y se salvan vs mujeres que denuncian y mueren no deja lugar a dudas. Porque lo que no cuenta el señor Zaplana es el número de mújeres que gracias a esta ley están a salvo, lejos de sus agresores y rehaciendo su vida. No cuenta tantas y tantas mujeres liberadas de palizas diarias que cualquier día podían terminar en asesinato y castatrofe familiar, hijos incluidos.

    Con estos temas no se puede hacer demagogia y jugar a las cifras y letras como si estuviésemos en un concurso. Es como cuando tenemos el dato de que han habido más detenciones policiales, ¿porque hay más delincuentes o porque hay más policias? Suele ser por lo segundo porque la actividad criminal no tiene grandes oscilaciones de un año a otro, siempre se mantiene alrededor de un punto de equilibrio sobre el que suele oscilar (sube o baja pero poco). Este es el mismo caso, que mueran tantas mujeres (una ya sería mucho) es una calamidad pero hay que mirar también las que se han beneficiado de la ley, que cuentan por miles. Y que es esa reacción inicial en los primeros pasos de la ley cuando las consecuencias penales del maltrato no se han empapado en la conciencia social lo que hay que abordar en estos momentos, seguir minimizando las riesgos que asume una mujer al decidir dar el paso de denunciar a su pareja.

    Desde luego señor Zaplana la solución no es que las mújeres no denuncien o sean ignoradas como en anteriores gobiernos, ese no debe ser el mensaje. Las muertes son el triste precio que tienen (tenemos que pagar) por la osadía de decir "basta ya de palizas" y denunciar; espero que pronto no haya precio alguno, que sería lo justo. No es un tema baladí y las explicaciones a los fallos merecen otro post. Por ejemplo la última mujer fallecida nunca quiso denunciar a su marido cuando tuvo oportunidad de hacerlo. Otras incumplen las órdenes de alejamiento y dan segundas oportunidades. Y en otros casos la vigilancia policial deja mucho que desear. Algo hemos avanzado cuando como dicen algunas afectadas hace no muchos años el presentarse a denunciar provocaba risas y comentarios machistas en las mismas dependencias policiales "no le des importancia" "algo habrás hecho". La ley y el debate han animado a miles de mújeres a dar ese paso tan difícil. Que algunas perezcan en el camino no hace que la ley sea un absoluto desastre, significa que hay que seguir mejorándola.

    Que las mújeres sigan denunciando, que sigan siendo valientes y que cada vez lo hagan más. Y que el señor Zaplana se calle y hable de ladrillos y cemento que es lo suyo. La Ley de Violencia de Género tendrá agujeros pero es innovadora, necesaria y provoca admiración en los países vecinos. Que el señor Zaplana diga que la votaron no por convicción si no por no poner piedras en el camino (es decir pensando en los votos y la estética) dice mucho y malo de la conciencia social de los conservadores del PP. Que lastre con unos (los maltratadores) y con otros (los impresentables que frivolizan).

    Comentarios.

    12 comentarios:

    kim gordon dijo...

    Totalmente de acuerdo, peperufo. Resulta que según Zaplana sin ley estábamos mejor, claro y con Franco mejor aún. No había ni una denuncia de una mejor por malos tratos ... ¡toma ya!

    Está claro que si antes se calculaba que sólo se denunciaban un 10 % de los casos, ahora ese porcentaje (gracias a la ley y tambien a labor de concienciación social que hacen los medios de comunicación) ahora ese porcentaje se ha multiplicado.

    Pero es que una ley no puede evitar que un loco cometa un asesinato. De hecho muchos de ellos tras asesinar a sus parejas se suicidan, es una lástima que no lo hagan en el orden contrario, yo se lo recomiendo: Primero suicidio y luego que maten a quien quieran.

    Saludos,

    Monty dijo...

    RECORDATORIO al gran mentiroso.
    Diá 28-2-2OO7.
    10 muertos por explosión de un coche-bomba en Bagdad y siete heridos extremadamente graves, a estos hay que sumar cuatro civiles muertos más y dos heridos al menos en el resto del país.

    Muy bueno peperufo y kim gordon

    Anónimo dijo...

    Vaya sinverguenza........

    demo dijo...

    peperufo no tienes otra cosa que hacer que meterte con el PP???

    te ha faltado decir que zaplana es un maltratador chico..

    PEPERUFO dijo...

    demo no frivolices con el tema por favor, nadie ha acusado a Zaplana de maltratador, dios me libre.

    Nirtas dijo...

    Hola a tod@s.

    Yo diría que estaríamos todos mejor sin los Zaplana, Acebes y compañía (entre ellos su jefe, Aznar).
    Menuda tropa, todo lo que saben hacer es criticar aquello que ellos no han sabido hacer y que han sido avances sociales.

    Saludos.

    Pepeinverecundia dijo...

    Demo, ¿y tú, no tienes otra cosa mejor que defenderlos?

    Pepeinverecundia dijo...

    Bueno, perdón, lo de defenderlos es un decir. Tú eres un progre infiltrado que intentas ganar adeptos a la causa de ZP con tus ¿argumentos?

    Udo dijo...

    Estos imbéciles ya no saben qué argumentar para criticar al gobierno, crispar el panorama político e intentar conseguir los votos de esa parte del electorado que es fácilmente manipulable e impresionable.
    A mí muchas veces me provocan risa, pero en realidad hay que tener cuidado porque sus ideas, sus objetivos y sus formas pueden resultar muy peligrosas.
    Saludos.

    Anónimo dijo...

    Al señor Zaplana (lo de señor es un decir) le voy a aplicar otro refranillo: "Lo que la naturaleza no da, Salamanca no presta"
    Demo, pues yo diría que tiene pinta de chulo machista. Ahora bien nunca diré que se dedique a dar malos tratos al sexo femenino.

    Anónimo dijo...

    Buenísima la respuesta de rubalcaba a acebes en el congreso:
    Qué es mentira? y usted me lo pregunta? Mentira es usted.

    Anónimo dijo...

    demo no tienes otra cosa que hacer?, quiero decir, no tienes otra forma de aburrirte sin aburrir a los demás?